domingo, 6 de marzo de 2016

M. ENCARNACIÓN DE LA A...A LA Z


CON LA G



Después del Capítulo de Talarn (1880) se dispersa a las religiosas fieles a san José Manyanet. Ella es destinada a Granadella donde vivirá su particular Getsemaní sin rechazar beber el amargo cáliz de la expulsión y el descrédito.Está también en la misma comunidad M. Josefa Tous, religiosa fiel a Manyanet y confidente y apoyo de la Madre. 
A Granadella llegará una enviada del P. Manyanet por si M. Encarnaciónquiere firmar una súplica al Papa. Pero no pudieron hablar claramente y M. Encarnación no llegó a ver el documento pues se hallaba vigilada. El P. Manyanet tuvo por eso la impresión de que ella también le había abandonado y al lamentarse hace de ella un gran elogio: "Mucho han trabajado...de otro modo no habrían podido derribar una roca tan firme".
Desde Granadella escribe algunas de las cartas más importantes y con más datos de su persona e itinerario vocacional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario